Presentación del Informe Ñ_NY ESPAÑA-CATALUNYA

Más de diez años de conflicto político.

Más de un año de violaciones de derechos humanos y de represión. (2019)

de Jordi Palou-Loverdos

 

A title

Image Box text

El informe «España Cataluña, Más de diez años de conflicto político. Más de un año de violaciones de Derechos y represión «responde a un momento excepcional, el del inicio del juicio oral en el Tribunal Supremo del reino de España. Un juicio al Vicepresidente del gobierno de la Generalidad de Cataluña, nueve consejeros ya la Presidenta del Parlamento de Cataluña, cesados ​​por el gobierno de España tras una autorización política del Senado con dudosa legitimidad constiticional y estatutaria, (y, en lo que se considera situación de exilio, del Presidente de la Generalitat, cuatro consejeros y dos diputadas del Parlamento de Cataluña). Este juicio, en el que se han incluido los presidentes de dos entidades de la sociedad civil en prisión desde hace más de un año, es la punta del iceberg de un enorme bloque de acciones políticas y jurídicas a Cataluña y España en los últimos años, y que han despertado gran interés a todos los niveles, tanto nacional como internacionalmente.

Este informe no tiene por objeto ni analizar ni tomar posición sobre la cuestión de la posible independencia de Cataluña. Este informe se centra en un análisis sobre la violación de derechos humanos a personas y colectivos de Cataluña y del resto del Estado español, según los tratados internacionales de carácter universal y europeo, de los que el reino de España es parte integrante, y, que según la Constitución española son exectutius porque forman parte de su ordenamiento jurídico interno.

El Alto Comisionado para los Derechos Humanos de Naciones Unidas en su intervención del pasado 7 de marzo de 2018, ante los representantes de los estados del mundo presentes en el Consejo de los Derechos Humanos de la ONU, entre ellos España, hizo referencia a la violencia ejecutada durante el referéndum del 1 de octubre de 2017 en Cataluña, cuestionando el uso proporcional de la fuerza por parte de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado español, y recordó también que la prisión provisional debe ser el último recurso. También exhortó a resolver esta situación mediante el diálogo político. Son precisamente estas palabras del Alto Comisionado de la ONU las que sirven de marco referencial en todo el informe.

Precisamente para facilitar la comprensión de las violaciones de los derechos humanos, el informe comienza con una breve aproximación a los más de diez años de conflicto político, pensando especialemnt en los lectores ineternacionals.

El reino de España, haciendo caso omiso de manera reiterada de las recomendaciones de los organismos internacionales, del Alto Comisionado de los Derechos Humanos de la ONU, del Comité de Derechos Humanos de la ONU, de varios relatores especiales de la ONU , del Comisario de derechos Humanos del Consejo de Europa, del Tribunal Europeo de derechos Humanos y de numerosas organizaciones por derechos Humanos y expertos nacionales e internacionales, ha gestionado este conflicto con medidas legislativas ejecutivas y judiciales que vulneran los derechos civiles y políticos. Esto ha provocado, según expertos, una situación «de facto» de represión generalizada en la que se han aplicado métodos propios del lawfare y del derecho penal del enemigo, rompiendo los principios de intervención mínima del derecho penal y de » última ratio «hechos que conllevan la limitación de los derechos» de facto «contra personas consideradas adversarios ideológicamente, y una breve grieta en el estado de derecho y la separación de poderes propia de las democracias.

Se analizan resoluciones y decisiones de todos los organismos de los poderes fácticos que sustentan el Estado, así como también resoluciones judiciales de otros tribunales a nivel nacional e internacional, y recomendaciones de informes de varios mecanismos de la ONU, de los Consejo de Europa … Con detalle de todas las fuentes de documentación e información, incluidos expertos juristas, abogados de la defensa, y acusación de las diferentes causas, víctimas de las agresiones policiales, representantes de asociaciones de víctimas, polítca, politólogos, ongs especializadas en derechos humanos, representantes diplomáticos, altos funcionarios de diversos organismos públicos, periodistas, relatores especiales y expertos de la ONU entre otros, y se han tenido en cuenta también las diferentes declaraciones escritas y orales públicas que la Asociación Catalana por derechos Civiles ha hecho durante el 2018 en las 38ª y 39ª Sesión del Consejo de derechos Humanos de la ONU.

A partir del análisis de todas todas estas fuentes el informe ofrece una radiografía de las violaciones de los derechos civiles y políticos más relevantes, además de un análisis de conceptos como «violencia», «alzamiento tumultuario», «no-violencia activa «,» resistencia pasiva «,» protesta pacífica «,» trato inhumano «o» degradante «,» represión «, entre otros. En particular las violaciones al derecho a la libertad, el derecho a la seguridad personal y ausencia de tortura, tratos inhumanos o degradantes, el derecho a la igualdad ante la ley, el derecho a un proceso justo y equitativo, el derecho a la defensa procesal y penal y la tutela judicial efectiva, el derecho a la libertad de expresión, de opinión, de recepción o comunicación de informaciones, el derechos de reunión y el derecho de participación política, en especial desde 2017 hasta hoy.